El amor desplaza al miedo


La preocupación es prima hermana del miedo, el cual es una de las energías más poderosas que somos capaces de proyectar. Cuando tenemos miedo, tenemos fe inversa, la cual visualiza lo que “será” con tal claridad que esa visión es proyectada al Universo y en muchos casos materializada.

El amor desplaza al miedo. Ama y déjate amar. Nadie puede hacerte daño. Todo son experiencias que contribuyen al desarrollo. De todo hay una buena lección que aprender y siempre se puede dar gracias por lo que sí se ha tenido.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *