Entradas

Los 5 pilares sobre los que levantar nuestra web en WordPress

WordPress ya no tiene rival, de un tiempo a esta parte se ha convertido en el CMS más popular entre usuarios, con una diferencia importante respecto a sus competidores. Ya no tiene rival. Es el Brasil del 70 de los sistemas de gestión de contenidos. La clave: su usabilidad, la magnífica interfaz intuitiva y fácil de manejar incluso para usuarios poco experimentados. Ello sin contar la excelsa galería de plugins, la versatilidad de plantillas, la fantástica optimización SEO para Google y el ritmo de actualización de versiones.

WordPress es el gestor de contenido más popular de la blogosfera. Nuestra web en WordPress será un espacio lleno de potencial y oportunidades para nuestro negocio.

Desarrollada en  PHP y MySQL esta plataforma nos ofrece infinidad de recursos. Hoy por hoy es una herramienta muy eficaz para particulares, startups y pequeñas y medianas empresas a la hora de hacer una website de calidad en cuestión de días, con pocos recursos y conocimientos básicos de programación. Hasta tal punto ha crecido que se estima que un 22% de las webs nuevas son WordPress.

En este post repasaremos brevemente 5 pasos a tener muy en cuenta a la hora de levantar nuestro website con WordPress con unos cimientos fuertes. Aspectos en los que no podemos fallar si queremos un blog, web o tienda online de calidad, eficiente y óptimo posicionamiento a medio y largo plazo.

web en wordpress, wp, wordpress

  1. Hosting

No vale cualquiera, aunque sea una tentación. Tenemos que buscar un buen servicio de alojamiento para nuestro proyecto. Si lo queremos en España, hay un buen puñado de empresas que ofrecen servicios. Hagamos un hueco en nuestra agenda para echar un vistazo a sus ofertas. Ojo con las que tiran precios, esto es como las botas de montaña, mejor pagar más y estar tranquilos que encontrarnos después complicaciones y quedarnos tirados. Una relación calidad, soporte y precio razonable es un buen camino. Y cuando decimos calidad estamos hablando de la mejor combinación posible entre compatibilidad, velocidad, seguridad y soporte. Esto se paga.

Demos un par de vueltas por foros, hostings y redes sociales especializadas, repasemos casos de éxito. Porque cuando las cosas dejen de funcionar, cuando el sistema caiga, que pasará en algún momento y nuestro negocio caerá por momentos, querremos que haya alguien al otro lado para asistirnos.

  1. Diseño

Puede que estemos empezando, que no tengamos para gastos. No hay presupuesto para encargar un diseño personalizado y a medida para nuestros deseos y requerimientos. No es excusa.

En WordPress los temas con diseños de calidad gratuitos son innumerables, encontrar el adecuado es complicado y requiere paciencia y pruebas. Podemos comenzar con un tema más general e ir adaptándolo a nuestras necesidades más específicas. No nos empachemos de diseño o florituras si no es lo que necesitamos. Seamos funcionales y elegantes. Por eso antes de escoger el diseño debemos pensar bien qué tipo de web vamos a llevar a cabo. Va a ser el lugar al que volvamos todos los días, la tarjeta de presentación para nuestros clientes. No es lo mismo una revista online que la web para un fotógrafo o un taller.

Y por 50 o 60 euros podemos comprar un tema Premium, disfrutaremos de un diseño con una buena arquitectura que en la mayoría de casos nos va a garantizar el apoyo de los programadores, mayor fiabilidad y actualizaciones posteriores. Vale mucho la pena.

  1. Plugins: los esenciales.

Los plugins molan mucho. Queremos instalarlos todos. Cada vez que descubramos alguno nuevo o veamos algún ranking de los plugins de moda pensaremos que es imprescindible, ¡cómo podíamos vivir sin él! WordPress no pone límites al número de plugins que podemos tener instalados en nuestra página, pero hay una cosa que está clara, cuantos más tengamos instalados más lenta e insegura será nuestra página. Tenemos que contenernos y subir solamente aquellos que realmente supongan una funcionalidad imprescindible para nuestra plataforma WordPress: aquí una lista de cinco no pueden faltar.

  1. Velocidad

Nuestra web tiene que ser rápida. Un tiempo de carga óptimo debe estar por debajo de los dos segundos. Lo que supere esa cifra supone poner una alfombra roja para que huyan nuestros clientes. Anteriormente hemos visto que hay plugins muy valiosos para ayudarnos en esta tarea, como es el caso de Wp Supercache.

Pero plugins aparte, tenemos que tatuarnos esto: menos es más. Sí o sí tenemos que optimizar la página perfectamente desde el día uno. Nada de usar tamaños locos. La mayoría usamos un monitor de 1280×1024 píxeles de resolución, pues vayamos a por él. No hace falta por tanto subir fotografías que ocupen más espacio y nos hagan más lentos que la patada de un astronauta.

También ayuda tener siempre el sistema actualizado, siempre es un impulso al rendimiento general del sistema. Nada de usar rancio-flash y es bueno que según avancemos vayamos instalando un caché, aquí sí podemos echar mano de un plugin que aumente la velocidad de carga en el caso de que nuestro site sea bastante pesado, por ejemplo cuando hayamos acumulado bastantes galerías de productos.

key-96233_640

  1. Seguridad

Cuando ya hemos hecho todo lo anterior y tengamos la casa barrida, la enseñaremos al público. Es entonces cuando la seguridad adquiere un papel relevante. Hemos hablado de las glorias de WordPress, de todas las posibilidades que aporta y de la cantidad de usuarios que atrae. Pero también atrae a los malos, esto es así.

Como hemos dicho en el apartado anterior, tenemos que tener siempre nuestro sistema actualizado. Ellos se actualizan para atacarnos, nosotros para defendernos. Lo mismo con nuestra plantilla y plugins, actualizados cada vez que sea pertinente.

Y siempre, siempre, siempre tenemos que hacer una copia de seguridad completa de nuestra web. Casi con cada actualización de contenido, esa es la frecuencia, aunque parezca exagerado. Un buen plugin para realizar esta tarea es Google Drive for WordPress, que aprovecha nuestro espacio en nuestra cuenta Google Drive para volcar ahí las copias de seguridad.

Además es aconsejable hacer copia de los ficheros de WordPress. Porque nunca pasa nada, y si pasa, siempre le pasa a los otros. Ya, claro.

Y si ya nos han picado y queremos saber dónde, cada cierto tiempo haremos un checklist con Securi Checklist, que revisará nuestra página o tienda en búsqueda de malware para hacer una limpieza a fondo.

5 aspectos sobre linkbuilding a tener en cuenta en 2015

Linkbuilding natural, claro: el proceso para obtener enlaces de terceros, sin que papá Google nos penalice y sin hacer black hat, nada de trampas. Realizaremos esta tarea de SEO siempre con mucho cuidado, con un ojo en Google, de forma que sea natural y honesta.

Desde la llegada del algoritmo Penguin en 2015 la distinción entre enlaces naturales y artificiales se ha hecho más visible, forzando a la desaparición a negocios por perdida de visibilidad orgánica debido a fuertes penalizaciones.

Una buena estrategia de linkbuilding natural requiere tiempo y paciencia, pero sus frutos serán cuantiosos y valisosos

El eje de todo es el contenido. Es lo más importante, lo que tenemos que cuidar al máximo. Contenido de calidad y enfocado a SEO. Pero el contenido de calidad en ocasiones, especialmente en sectores muy competitivos, no será suficiente para llegar a las primeras posiciones. Por eso vamos a repasar algunas pautas sencillas en la construcción de nuestro linkbuilding natural. Dicen que el linkbuilding es la zona oscura de SEO, pero si somos salimos aseados al mercado no hay nada que temer, y sí mucho que ganar.

  1. Contenido de calidad, enlaces de calidad.

Queremos que nuestra página obtenga enlaces con valor añadido que impulsen, que nos permitan subir escalones de posicionamiento. No busquemos cantidad como locos, busquemos calidad. Un linkbuilding basado en contenidos de contenidos es el camino más rápido para ganarnos una penalización de aúpa. Nosotros queremos enlaces reales en webs potentes, y el mejor de ellos será el que nos aporte autoridad, tráfico y visibilidad, en definitiva ¡clientes!

Nuestro mejor aliado en todo este proceso será el contenido creativo y de calidad. Si nos apasiona lo que hacemos, tenemos mucho que decir, mucho que contar que vale la pena ser contado, simplemente busquemos la forma de hacerlo creando interés en el lector, llamando su atención. Y aquí todo, no es sólo texto. Tenemos que añadir infografías, imágenes, memes. Todo suma. Todo orientado a las personas, no a los bots, seamos naturales.

Para crear contenido que funcione tenemos buenos consejos en 40 de fiebre, uno de los mejores blogs de posicionamiento en España.

pesca, illinois, blog, imágenes

  1. Centrémonos en un tema

No seamos dispersos, no seamos pesados. Se nos da bien freír huevos, hablemos de freír huevos. Se nos da bien la pesca con mosca en el río Oglesby, Illinois, hablemos de la pesca con mosca en el río Oglesby, Illinois. Busquemos que nos enlacen otras webs del mismo sector, evitemos páginas que no tengan nada que ver con nuestra actividad y que podrían ser muy nocivas para nuestros objetivos. Google Penguin pensará que son enlaces artificiales y nos castigará.

Con una herramienta como Majestic Seo podremos encontrar webs de calidad de nuestra competencia y, partiendo de ahí, trabajaremos para conseguir enlaces de calidad dirigidos a nuestro negocio.

  1. Link building relacional

El Link building relacional  es una estrategia de marketing aparentemente muy sencilla y que puede sonarnos un poco antigua, pero sigue funcionando. Yo te menciono a ti y tú me enlazas a mí. Una estrategia que incluso gana cada día más popularidad en la edad de oro de las redes sociales.  Si hemos dicho que nuestro objetivo es crear contenidos de calidad que generen credibilidad, tenemos que mencionar artículos de otros profesionales del sector, tenemos que tirar de los buenos para ser buenos. Pensemos, además, que es muy probable que el autor después nos agradezca la mención en redes sociales o incluso dentro del artículo mediante un trackback. Todo cuenta.

Nos seamos tímidos ni perezosos a la hora de contactar con otros profesionales para avisarles en las redes sociales de que les hemos mencionado. Lo habitual es que nos lo agradezca y hagamos buenos contactos. Y por encima de todo, tendremos así una oportunidades así para llegar a miles de personas en muy poco tiempo.

  1. He venido aquí a hablar de mi libro

Guestblogging: participar como invitados en un blog ajeno. Como aquellos cameos de famosos en Barrio Sésamo o una clase magistral en la universidad. Es una práctica muy común y normalizada entre blogueros, una forma de difundir interés tanto para nuestros lectores actuales como para potenciales lectores/clientes. Aumentaremos nuestra visibilidad y haremos nuevas relaciones profesionales hablando de temáticas concretas, en las que estamos bien valorados. Y como no, generaremos enlaces hacía nuestro blog o web.

Hemos visto que esta estrategia puede funcionar perfectamente como método de obtención de enlaces, desde luego la música que suena bien, ¿algún problema? sí, de nuevo mucho ojo con las penalizaciones. El linkbuilding en este caso es una consecuencia, pero no debemos perder de vista que el eje central será aportar valor al blog que nos invita, no limitarnos a poner nuestro link con calzador. Google lo detectará, sí. Por eso debemos contenido original con valor añadido, nada de refritos. Somos invitados, vayamos a su casa con un buen vino, y si tenemos dudas, mejor nos quedamos.

Por supuesto huyamos de las redes de Guest Bloggin, que existen y son muy nocivas. Hablamos de comunidades que nos propondrán escribir en blogs a cambio de enlaces y y bla bla. Nunca. El Guestblogging es exigente y peligroso, pero bien hecho y con honestidad aportará resultados extraordinarios. Y Google, en este caso, lo premiará.

Tenemos que trabajarlo, apuntemos alto, dejemos de jugar en campos de tierra, mostremos contenido de calidad para que usuarios potentes nos inviten y nos den la visibilidad que merecemos en plataformas de primera división.

enlaces, linkbuilding, técnicas, blog

  1. Paciencia, paciencia y paciencia.

El linkbuilding de calidad lleva tiempo, mucho tiempo. Pero no perdamos la perspectiva, buenos enlaces dirigidos a nuestra página mejorarán increíblemente nuestro posicionamiento y nos irán haciendo gradualmente más fuertes.

Y recordemos, como hemos visto, que no todo vale, no cualquier enlace. El valor del enlace ha ido variando radicalmente con los nuevos algoritmos de Google los últimos años. Ya no es un link, un voto. Es calidad, no cantidad. S un trabajo fino, que requiere paciencia, honestidad y calidad.

So keep calm and carry on.

5 bancos de imágenes (buenos) para obtener buenas fotografías

Las buenas imágenes captan el contenido de lo que escribimos, completan nuestro ideario e inspiran nuestro discurso: no cometamos el error, más común en principiantes, de restar importancia a la elección de buenas imágenes. Estaremos perdiendo una ocasión de oro para generar más confianza entre los lectores. Porque una imagen de calidad, agradable y con buena resolución es una tarjeta de presentación inigualable para nuestro blog o comercio online. Nada de fotos pequeñas, con extraños efectos o resoluciones pobres.

Buenas fotografías que complementan nuestro texto, reforzarán nuestras ideas e ilustrarán nuestro pensamiento.

Como hemos dicho, no descuidemos el aspecto visual. En la red vamos a encontrar cientos de bancos de imágenes que ofrecen cientos de fotografías estéticamente pobres, artificiales o demasiado corporativas. De poco nos servirán. Muchos de ellos además no especifican claramente su origen o derechos de autor: nunca pasemos por esto.

imágenes, banco, importancia, cámara, blog, ecommerce

Encontrar buenos resultados requiere examinar varias fuentes si queremos que nos diferencien de la competencia, que nos aporten credibilidad y profesionalidad, tenemos que buscar material de calidad. Hay muchos más, pero nosotros hemos seleccionado estos cinco bancos de imágenes que son garantía de calidad, que ofrecen múltiples opciones temáticas y que además nos permiten descargar las imágenes con todos los derechos de autor en regla.

  1. Free Digital Photos

El nombre lo dice todo. Un banco de imágenes básico pero funcional si no tenemos demasiado tiempo que perder. Es sencillo: miles de fotografías gratuitas y libres para ilustrar un post, un proyecto o un tienda online. Free Digital Photos ofrece fotografías de buena calidad perfectamente ordenadas en categorías. Hay que decir que el concepto gratuito se limita a imágenes con dimensiones de 400×267 píxeles, más que suficiente si no queremos ralentiza la carga de nuestra web. Si por alguna razón necesitamos fotografías de mayor resolución, por ejemplo para una exposición pública, tendremos que pasar por caja. Para descargar imágenes primero tenemos que crear una cuenta en el sitio a través de un formulario básico o simplemente con nuestras credenciales de Facebook.

Free Digital Photos está especializado en ese tipo de fotografías generales de estudio y corporativas, ese chico encorbatado exaltado lanzando folios al aire en la oficina como si no hubiera un mañana, esa pareja madura envuelta en lino paseando por la playa y ese perro labrador corriendo hacia su dueño con los rulos al viento. Y no, estas imágenes no tienen por qué ser horteras si escogemos con un poco de gusto. Sieguen funcionando. Tres aspectos a tener muy en cuenta en imágenes corporativas: buen encuadre, enfoque e iluminación.

  1. Foter

Foter es una magnífica plataforma que presume de tener más de 228 millones de imágenes. Las clasifica en 18 apartados diferentes en los que nos vamos a encontrar secciones dedicadas aalimentos, moda, negocios, educación, vintage, deportes o tecnología. La mayor parte de las imágenes tienen licencia Creative Commons de uso gratuiro, simplemente se nos pide que indiquemos el origen de la fotografía. Normalmente esta información ya viene incluida en el código de incrustación por lo que no tendremos que añadirla manualmente.

Es una herramienta muy cómoda para los que usamos WordPress porque dispone de un plugin asociado que nos va a permitir subir directamente las imágenes a nuestra librería. Con Foter no tendremos que preocuparnos de tamaños, podremos descargar gratuitamente cualquiera de ellos.

  1. Pixabay

Pixabay es una joya bastante desconocida con más de 400.000 imágenes a nuestra entera disposición, todas ellas libres y  de alta calidad. Es una herramienta muy intuitiva, i siquiera necesitaremos buscador. Destaca el apartado selección del editor, una especie de recopilación de nuevas imágenes de otras webs seleccionadas, libres y de calidad. Puede que en un momento preciso no las necesitemos, pero podemos guardarlas para futuras temáticas que sí podamos prever.

  1. Stock Vault

Estamos ante un recurso con una oferta diferente, y de gran valor. Stock Vault es uno de los mejores bancos de imágenes que nos vamos a encontrar en la red. Destaca el uso de tutoriales de uso ofertados (especialmente destacados los de Photoshop) y el acceso a comunidades de profesionales y usuarios especialmente activos. El acceso y descarga de las imágenes es inmediato, sin necesidad de registro. Además ofrece una sección con texturas muy interesantes y originales para trabajar en web.

Fotografía, imagenes, importancia, banco, imégenes

  1. Unsplash

Unsplash es una debilidad, es la diferencia. Basta con hacer un scroll por la página principal de este proveedor para deleitarnos y comprender su apuesta de calidad. Fotografías en alta resolución, gratuitas y con un toque vintage. Ellos ofrecen un trato: cada 10 días podemos descargar 10 fotografías bajo licencia Creative Commons Zero. Más que suficiente. Todas ellas siguen una línea sofisticada y elegante que realmente marca la diferencia. Quizá no es un banco de imágenes propiamente dicho como los anteriores,  pero sí es un recurso para acceder a fotografía de autor que raramente podremos obtener gratuitamente de otra forma. Vale mucho la pena perderse en Unsplash, aunque sólo sea por mero deleite.